Los niños de Roger Waters

En plena gira mundial de Roger Waters, el histórico cantante del grupo Pink Floyd, este martes 29 y miércoles 30 de marzo le toca el turno a Barcelona. Y cuando suene la mítica canción Another brick in the wall que se ha convertido en el himno de toda una generación aparecerán en el escenario un grupo de niños que acompañaran con su coro el momento más estelar del concierto.

Estos niños son hijos de personas en tratamiento en Proyecto Hombre, así como de voluntarios y trabajadores de la entidad. Roger Waters ha querido colaborar de esta manera con esta oenegé que se dedica al tratamiento y la prevención de las adicciones.

Tendríais que haber visto el rostro ilusionado y nervioso de los niños durante el ensayo. La mirada emocionada de sus padres que sueñan un futuro feliz para todos ellos. La satisfacción de sus terapeutas que saben que este tipo de actividades va a reforzar el vínculo familiar.

El gesto solidario de Roger Waters frente las adiciones ayuda a mostrar un fenómeno que quizá no genera la misma alarma social de años atrás pero que sigue afectando a muchísimas personas como demuestran los últimos datos oficiales. Sin ir más lejos, en lo que va de año, se ha incrementado un tercio la demanda de ayuda a Proyecto Hombre.

Nuestro sentido agradecimiento.

Oriol Esculies

Director

Proyecto Hombre Cataluña

Repercusión de la noticia en la prensa:

El Periódico de Catalunya

La Vanguardia


La Vanguardia (carta al director de Oriol Esculies)

El Punt