Día sin Alcohol: Carta del director Oriol Esculies

En pleno debate sobre el abuso del alcohol entre los menores y con motivo del Día Internacional Sin Alcohol considero oportuno destacar uno de los factores que más agrava esta situación.

Los poderosos fabricantes y distribuidores de cerveza y vino han conseguido parar las tres propuestas de ley que limitaban el acceso de alcohol a menores, manteniéndolo de los más baratos de Europa. Cada noche somos testigos como un ejército de lateros venden cerveza con impunidad en Barcelona y otras ciudades. La marca de esta cerveza es la misma que patrocina grandes acontecimientos como las Fiestas de la Mercè, o el principal club de fútbol de la ciudad, así como los programas de mayor audiencia de la televisión autonómica.

Hay mucho dinero en juego. En segundo término queda la protección de los menores y la salud de los más frágiles. La mitad de los casos en tratamiento por adicciones son por alcoholismo. Una de cada tres personas muertas en accidente había bebido alcohol. Y el 40% de los actos de violencia de género se ejercen bajo su influencia.

Los adultos somos de una incoherencia e hipocresía de medidas cósmicas. De poco sirven las campañas preventivas ante esta omnipresencia y la del tsunami publicitario del alcohol.

 

Oriol Esculies Plou
Director de Projecte Home Catalunya